Lectura a la hora de comer

Ayer a la hora de comer, en el gimnasio. Leo esta noticia y me quedo petrificada. En serio, es cierto que tiene que haber gente para todo, pero una es una idealista (últimamente estoy monotemática, ya) y cree en la bondad del ser humano.

¿Cómo llega alguien a pensar así? ¿Amor paternal? No lo creo… o al menos no sólo eso.

Sin más comentarios ante la incomprensión y la frustración.

1 comentario

Archivado bajo Vida

Una respuesta a “Lectura a la hora de comer

  1. Ese hombre es un tarado, a todas luces. No te preocupes, hasta los que no creen en la bondad del ser humano nos darían la razón.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s